Entre Pocillos: Uno menos

8a

El popularísimo vecino santarroseño, dialogando con su mozo preferido en el bar-restaurante de la calle Pellegrini, donde pasa casi todos los días a conversar sobre asuntos varios...

Beto Desuque: - Buenas, buenas, buenas, ¿qué tal, qué tal, qué tal? ¿Cómo anda la cosa por acá? ¿Qué dice la barra?
Mesero: - ¡Hola Betito querido! ¿Cómo te trata febrero? ¡Se vienen las elecciones nomás!

Beto Desuque: - Ponele.
Mesero: - ¿Cómo que “ponele”? ¡Eso es seguro!

Beto Desuque: - A “Seguro” se lo llevaron preso, ¿no sabías? Je.
Mesero: - Bueno, bueno... estás con todo el escepticismo hoy...

Beto Desuque: - Ponele. Pero algo de razón tengo. Lo que pasa es que nada se sabe hasta el instante final, querido... ya ves las cosas que están pasando...
Mesero: - ¿A qué te referís?

Beto Desuque: - Y... hace un par de meses se suponía que el radicalismo, o incluso Cambiemos, tenía un candidato cantado. Y Marino se bajó. Ahora, a diez días de las elecciones, los radicales tuvieron que bajar a otro candidato a diputado...
Mesero: - Ah, sí... por el nuevo escándalo de la violación en Castex.

Beto Desuque: - Eso. Y no se sabe cómo sigue. Pero por lo visto la cuestión del género, y te diría que de los ataques sexuales, se va a estar metiendo todo el tiempo en la campaña, ¿no?
Mesero: - ¿Vos decís que esta ola puede seguir?

Beto Desuque: - Yo no digo nada. Pero imaginate que si se han gastado semejantes bombazos en una interna, para la general se puede esperar cualquier cosa.
Mesero: - Campaña sucia, que le dicen.

Beto Desuque: - Ojo, ojo. No nos confundamos. Puede ser que el aprovechamiento de estos temas sea campaña sucia. Puede haber algunos que embarran la cancha. Pero si la violación existió, si los hechos son reales, está muy bien que se destape la olla.
Mesero: - Sí, desde ya.

Beto Desuque: - Mirá... desde la potencia del “Ni Una Menos” cambiaron muchas cosas. Es otra sociedad, otras reglas, otro sentido común.
Mesero: - Vos decís que por más que haya algunas leyes que no cambian, a nivel social es otra cosa.

Beto Desuque: - Tal cual. Y ahora en la UCR dirán “uno menos”. Ya se les cayó Marino, ahora Fernando Perelló, que ni siquiera era tan conocido...
Mesero: - Bueno, igual que los del PRO en esta pelea no se hagan los trigo limpio porque bien que El Colo Mac Allister tiene que dar explicaciones por “Patilla” Kruber, eh...

Beto Desuque: - Eso desde ya. Pero también digamos lo otro: capaz que lo protegió y lo protege. Pero no lo puso de candidato a diputado. Je. Perelló era candidato a diputado.
Mesero: - ¿Y vos qué decís? ¿Es todo cierto?

Beto Desuque: - ¡Pero querido! ¿¡Quién soy yo para decir si es cierto?! A primera vista, lo que contó la víctima parece creíble. Sobre todo cuando se refirió al sufrimiento que significaba eso en aquel momento... Desde ya que la fecha para aparecer mediáticamente es otra cosa. Eso se elige, se conversa, se resuelve tácticamente... ponele...
Mesero: - Ahí aparece la campaña sucia...

Beto Desuque: - Ponele. Ojo que no se ha ensuciado solo en Cambiemos, eh... en el peronismo también hubo cruces de ese tipo, con las noticias inventadas en las redes sociales, con los llamados telefónicos truchos... una pena...
Mesero: - Es como que hay que acostumbrarse, ¿no? Somos rápidos para copiar los peores vicios de lo que pasa en todos lados...

Beto Desuque: - Bueno, sí, ponele, pero no nos acostumbremos. Bah, eso espera uno, qué se yo... a lo mejor soy muy ingenuo. Pero por lo menos que nos siga indignando un poquito...
Mesero: - Si vos decís...

Beto Desuque: - Más vale. Pero bueno... la historia avanza y retrocede. Todo cambia, como dice la canción.
Mesero: - Sí, desde ya.

Beto Desuque: - Mirá al “Tío” Marín, si no...
Mesero: - ¿Qué pasó?

Beto Desuque: - Y... lo leés ahora y parece que fuera el Cuervo Larroque... Ja.
Mesero: - ¿Muy kirchnerista?

Beto Desuque: - Ni siquiera kirchnerista. ¡Cristinista a muerte! Le hicieron una entrevista en El Diario en la que hablaba casi como el jefe de campaña de La Cámpora. Se ve que es cierto nomás que entre la dirigencia peronista la que tiene los votos es Cristina...
Mesero: - Y... digamos que eso se huele, ¿no? Se percibe.

Beto Desuque: - Ponele. Pero a Marín nada más le faltó ponerse a cantar “ooooh... vamos a volveeeerrr....”. Ja, ja.
Mesero: - No hay muchos candidatos lo que pasa, es así.

Beto Desuque: - Uno que es buen candidato y nadie se apioló para darle un lugar en las listas por la Intendencia es Rocco...
Mesero: - ¿Cómo? Disculpame la ignorancia... ¿Rocco?

Beto Desuque: - Sí, Rocco.
Mesero: - ¿Y quién es Rocco?

Beto Desuque: - ¡El perro Rocco, querido! El que viene haciendo todos los operativos antidroga en la provincia...
Mesero: - Ahaaaa... sí, sí... el especializado en detectar droga.

Beto Desuque: - ¡Ese mismo! El que olió los 90 kilos de marihuana el otro día... ¡ese sí que tiene olfato, eh!
Mesero: - Pero un perro no puede ser candidato.

Beto Desuque: - Andá a saber, ¿por qué no? Si puede ser candidato un condenado como Tierno, un personaje como el salteño Olmedo, si encima hacen tanta campaña para cuidar los animales en la ciudad, ¿por qué un perro tan ilustre no va a poder candidatearse?
Mesero: - ¿Y detecta tanto la marihuana como las demás drogas? ¿O solo el faso?

Beto Desuque: - Esa te la debo. Y espero que no se ponga en vigilante también con la droga legal.
Mesero: - ¿Por qué decís?

Beto Desuque: - Y... porque ya veo que se le da por ponerle una “barrera sanitaria” al vino justo ahora que los bodegueros mendocinos se dieron cuenta de que conviene producir acá...
Mesero: - Ja.

Beto Desuque: - Al final... del Atuel no nos han dado ni una gota, eh... pero se hizo realidad lo de aquella canción.
Mesero: - ¿Qué canción?

Beto Desuque: - ¡La que hacía el Tuta Cuello! Cuando cantaba: “Ya que no largan agua que larguen un poco ‘e vino”.

Temas en esta nota: