Baleado en Pico: "Fue un rebote o un movimiento no determinado", dijo Ayala

El jefe de la Policía de La Pampa, Roberto Ayala, afirmó que el vecino del barrio Malvinas Argentinas de General Pico que fue baleado en la cara con postas de goma, recibió “un rebote” o fue herido en “un movimiento no determinado aún”.

El jefe policial estimó que “es una consecuencia no deseada” de los controles que realizan los uniformados para que las personas respeten la cuarentena decretada para combatir el coronavirus.

Hace dos días, Sebastián Britos denunció que salió a comprar pan y cuando volvía fue agredido por la policía y mostró las heridas de posta de goma en la mandíbula y el cuello.

“El jefe de la Tercera (de Pico) requirió el apoyo del GEO, en razón de una situación especial que se Malvinas I y Malvinas II”, explicó Ayala en declaraciones a FM Sonar. Según la versión oficial, “había que ingresar porque se encontraban violando el aislamiento”.

baleado

“Encima cuando iban ingresando, les arrojaban elementos contundentes. Fue el personal del Grupo Especial que avanzó para detener a las personas que estaban incumpliendo con la cuarentena y, además, estaban agrediendo”, sostuvo.

Aseguró que “cuando arrojaron postas de goma, el Grupo Especial efectuó algunos disparos tanto hacia arriba como hacia abajo, como se debe realizar”.

Sin embargo, conjeturó que “en un rebote o en un movimiento aún no determinado, es que una persona recibe postas en su cara”.

“Se escapó y era uno de los que estaba agrediendo al personal policial”, afirmó el jefe policial.

Cabe recordar que el jueves pasado la esposa de Britos denunció en las redes sociales que él salió a comprar pan, en horas de la tarde, y recibió disparos de balas de goma en el cuello y en la mandíbula.

Fue en el barrio Malvinas Argentinas de General Pico. La agresión se viralizó por un video que la víctima subió a las redes sociales, donde mostró las heridas recibidas.
Pico es la segunda ciudad en importancia de la provincia y, a su vez, donde se produjeron más detenciones por violación de la cuarentena. En los primeros tres días del aislamiento social se contabilizaron 425 aprehensiones.

La esposa de la víctima, Soledad Salas, contó lo que ocurrió. "Él salió a comprar pan y cuando volvía observa a un policía parado en la esquina de un edificio, que sin dar voz de alto o pararlo le apunta y dispara. Él siente el disparo, cruza la calle y se mete en la casa. Cuando entra se da cuenta que le habían pegado porque estaba sangrando. Dijo que había escuchado un disparo, pero yo escuché más de tres", dijo la mujer.

Con el correr de las horas, el dolor por las heridas se hizo más fuerte, por eso fue atendido e internado en el el Hospital Centeno.

La mujer, en una carta en las redes, le envió un mensaje al policía: "gracias a Dios no le pegaste en un ojo pero le desfiguraste la cara (a 3 metros le disparaste). Tanto el grupo de médicos que lo asistió, como los uniformados compañeros tuyos, quedaron helados al ver la bestialidad que hiciste… La misma policía se disculpó y sintió vergüenza por tu accionar. Vamos a hacer lo que se pueda legalmente para que sepas que tener uniforme no te da el derecho de hacer lo que hiciste. Que se encargue Dios".

El Malvinas es uno de los barrios más pobres de General Pico. Los operativos policiales y los enfrentamientos con la Policía se repiten en ese sector de la ciudad.

Temas en esta nota:

El Diario de La Pampa

Fundado el 3 de Mayo de 1992
por el Doctor Antonio Nemesio

Oficina Comercial:
José Ingenieros 855, Santa Rosa, La Pampa
Tel: (02954) 411117/18/19/20