All Boys quiere forzar un quinto partido

Federal de Básquet: el cuarto juego del playoff ante 9 de Julio de Río Tercero será desde las 21 horas, en el Aquiles Regazzoli.

All Boys todavía recuerda la noche del 9 de abril cuando ganó un juego que parecía perdido. La noche en la que venció a 9 de Julio de Río Tercero por 88-83 en tiempo suplementario después de igualar en 75, con ese triple de Coco Zalabardo que abrió una nueva esperanza.

En los cinco finales, todo se derrumbó en el conjunto visitante y todo creció en el local que supo cómo resolver un partido en el que todo parecía cuesta arriba. Mérito de los chicos que nunca se entregaron.

Esta noche se jugará el cuarto partido de la serie, el que puede ser el último de la temporada para el conjunto santarroseño o el que le permita mantenerse con vida y llegar al quinto juego, el definitivo, en Río Tercero. All Boys sabe que en el control del juego, en la buena selección de tiros y sobre todo en la anulación del circuito ofensivo de 9, estará la llave para ganar el duelo y seguir con vida. Está claro que Gastón Luchino es el gran conductor del conjunto cordobés y si está en una gran noche, su equipo tiene grandes chances de festejar. El base administra a Martín Melo, que tira toda su experiencia en los dos cristales. Es el verdadero peligro, esté o no en su mejor noche.

“Tenemos que mantener la misma intensidad defensiva e intentar cortarle el juego a Melo y a Luchino que son dos jugadores de mucha jerarquía. Y ofensivamente aprovechar la dinámica de nuestros jugadores bajos”, dijo el entrenador Juan Cruz Gavazza. “El equipo está motivado, hay cansancio, pero no hay excusas. Queremos salir a luchar de nuevo y ver si nos alcanza para llevar la serie a un quinto”.

El martes, los mejores momentos de All Boys llegaron desde la paciencia en los traslados de Tony Manera, el poder de Zalabardo, la pasión de Vittu Fazzini y sobre todo la valentía de todo el equipo de defender el cristal propio aún en inferioridad de altura y con un jugador clave como Juan Manuel Lara bancando desde afuera por su lesión.

Desde las 21, de nuevo en casa, estarán frente a frente dos muy buenos equipos. All Boys, como el martes, apostará por tener su gran noche y prolongar su existencia.

Temas en esta nota: